Encontrar lugares seguros para crecer

Red de Centros Formativos Superiores de Myanmar

La Compañía de Jesús ha demostrado siempre en Myanmar una notable preocupación por el pueblo y siempre lo ha apoyado, especialmente en el campo de la educación. Frente a las tensiones y crisis políticas del país, los jesuitas han insistido en esta misión con espíritu de resistencia y dedicación.

Teniendo como telón de fondo una guerra civil devastadora, nuestra red de centros superiores de formación ofrece a los jóvenes aquellos lugares seguros que otras ofertas de educación han dejado de ser. Estos centros, son a menudo la única oportunidad educativa disponible para los jóvenes, y se yerguen como un faro de esperanza frente a los conflictos que se derivan del golpe de Estado de 2021, que detuvo el progreso democrático del país. Este conflicto ha dejado a los jóvenes del país en situación de vulnerabilidad, ha afectado muy negativamente a la educación y la sanidad y ha forzado a muchos a huir al extranjero.

Las instituciones de educación formal que dirigen los jesuitas atraen a jóvenes de los márgenes, y proporcionan una alternativa que fomenta la esperanza y la resiliencia. Un centro coordinador, Myanmar Network of Community Colleges (MNCC), reúne a los distintos centros, acompaña a su personal directivo, a la vez que ofrece desarrollo curricular, formación de profesores, modelos de trabajo y otras formas de ayuda.

2024-07-08_myanmar_school2

Nuestros programas educativos atienden además a muchos ciudadanos de Myanmar que, de otro modo, se trasladarían a Tailandia, Malasia, Corea, Japón o Arabia Saudí en busca de trabajo o de una prolongación de su formación. Últimamente se nota gran urgencia por escapar del reclutamiento forzoso, al sentirse muchos jóvenes víctimas de las leyes de reclutamiento recientemente impuestas. El profesor de uno de los colegios comunitarios escribía recientemente: “Desgraciadamente, tres de nuestros estudiantes han sido seleccionados al sortearse sus nombres en las oficinas del barrio. Han dejado la escuela y se preparan para marcharse al extranjero.”

A pesar de los riesgos, el colegio comunitario ha tenido éxito en Myanmar. El modelo adoptado en Myanmar procede de la India, que a su vez tomó prestados elementos de las Nativity Schools y otros programas de Estados Unidos. Son congregaciones religiosas locales las que crean y dirigen estos colegios, que se erigen en entornos pobres con un enfoque “de abajo arriba”. Normalmente, los cursos duran entre 9 y 12 meses para grupos de 20 a 30 chicos y chicas de 17 a 25 años, e incluyen un periodo de prácticas supervisado. Los cursos ofrecen una formación generalista orientada al empleo, prestando especial atención a la “capacidad para ganarse la vida”, a las “aptitudes lingüísticas” y a las “aptitudes para la vida”.

Tener capacidad para afrontar la vida diaria ayuda a los estudiantes a desenvolverse con confianza y valentía en un entorno hostil; la habilidad para ganarse la vida varía en función de las necesidades y oportunidades que ofrecen los posibles colaboradores comerciales del entorno local; y las habilidades lingüísticas, centradas en el inglés y a veces en el chino, ayudan a mejorar la empleabilidad.

2024-07-08_myanmar_school1

En muchas comunidades con problemas, estos centros de formación superior significan un lugar seguro para que los jóvenes estudien, se reúnan con sus compañeros y compartan experiencias. Son una forma de encarnar la creencia de Aung San Suu Kyi de que “la paz y la prosperidad verdaderas se basan en el desarrollo humano”. De hecho, los colegios no sólo se dedican a la educación, sino que a la vez infunden esperanza y capacitan a los jóvenes para forjarse un futuro y contribuir a la reconstrucción de su nación.

El profesor de un colegio escribía en una carta de agradecimiento al MNCC: “Todo el mundo se empeña con todas sus fuerzas. No es relevante la lentitud de los sujetos, entendemos que, para crecer, para conocer el propio interior y los propios puntos fuertes, cada alumno necesita seguir su ritmo personal. Nos esforzaremos cada vez más. A los jesuitas y al MNCC, muchas gracias por apoyarnos en este itinerario tan importante para toda nuestra vida.”

Comparte este artículo:
Publicado por Communications Office - Editor in Curia Generalizia
Communications Office
El Servicio de Comunicaciones de la Curia General publica noticias de interés internacional sobre el gobierno central de la Compañía de Jesús y sobre los compromisos de los jesuitas y sus partenarios. También se encarga de las relaciones con los medios de comunicación.

Noticias relacionadas